.:BR - en línea con tu mundo:.

CON ÉXITO EL CABILDERO ELÍAS SÁNCHEZ SIFONTE EN EL DEPARTAMENTO DE EDUCACIÓN

Por Carmen Enid Acevedo
Bonita Radio

El pasado miércoles seis de junio fue el último día de clases en el sistema público de enseñanza de Puerto Rico y cientos de maestros quedaron en la incertidumbre de no tener escuela asignada para el próximo año escolar ante un sistema que los mantiene en status de transitorio.  Otros tantos, no saben si el nuevo escenario laboral será lejos o cerca de su casa ante la decisión del gobierno de cerrar 260 planteles donde en mucho de los casos laboraron por los últimos 20 años.

A varias cuadras de la sede del Departamento de Educación, en la denominada Milla de Oro,  un bufete de abogadxs acoge al ex director de campaña del Partido Nuevo Progresista (PNP) y ex representante ante la Junta de Control Fiscal, Elías Sánchez Sifonte. Con la certidumbre de que el 2016, cuando su amigo Ricardo Rosselló ganó la Gobernación, tendría trabajo de sobra y y uno de ese, sería el desmantelado para algunos, DE.

Las imágenes de sudor y lagrimas que remenearon las redes en el último día de clases del 2018 contrastan con las de chaqueta y corbata de Sanchez Sifonte y los abogados del bufete en el que ha admitido rinde “servicios”. 

En el bufete Wolf Propper, cuya personalidad existe en los registros del Departamento de Estado como corporación profesional desde el cinco de diciembre del 2008, se tramita un contrato de sobre $1.1 millón con la agencia de educación. Vence el 30 de junio de este año. 

El DE le otorgó un primer contrato de $493,756 a Wolf Popper el 17 de febrero del 2017, a poco más de un mes que Rosselló Nevárez, amigo personal de Sánchez Sifonte, tomara posesión como Gobernador.

Un grupo de abogadxs novatxs de ese bufete acude diariamente al DE en representación de la agencia en el pleito de clase de educación especial.  “Son novatos y están bien perdíos”, dijo a Bonita Radio un abogado que litiga casos del pleito de clase incoado en 1988 por Rosa Lydia Vélez, en representación de su hija.

La última comparecencia de Sánchez Sifonte como funcionario allegado al gobernador fue como representante del Gobierno ante la Junta de Control Fiscal en julio del 2017, cuando renunció. 

Wolf Popper PR, tiene como presidente y secretario en perpetuidad al licenciado Carlos López López, un reconocido cabildero del Partido Popular Democrático (PPD).

Con sede en Nueva York desde 1958, el bufete tiene afiliadas también en Panamá. E su página web describe la fundación de la afiliada en la Isla “como resultado del deseo de Wolf Popper LLP de utilizar a Puerto Rico como puerta de entrada para brindar servicios legales a los países de América Latina. Wolf Popper PSC es una corporación puertorriqueña que se enfoca en la representación legal de clientes, tanto en Puerto Rico como en toda América Latina. La firma también tiene una amplia experiencia representando clientes corporativos y privados en relación con asuntos que involucran al Gobierno de Puerto Rico”.

El amigo del Gobernador y López López al parecer coinciden con la vieja técnica de allegados a los dos partidos que han gobernado a Puerto Rico, en mantener socios de una y otra colectividad para agenciarse contratos cuando alguno de esos llegue al poder.

Wolf Popper tiene como presidente y secretario en perpetuidad al licenciado López López.

El amigo del Gobernador y López López al parecer coinciden con la vieja técnica de  allegados a los dos partidos que han gobernado a Puerto Rico, en mantener socios de una y otra colectividad para agenciarse contratos cuando alguno de esos llegue al poder.

En pasados casos criminales por corrupción el país los ha detectado en la esfera pública. Son grupos profesionales, abogados, Contadores Públicos Autorizados, desarrolladores,  expertos en Informática, comunicadores, entre otros.

Sánchez Sifonte le dijo el  pasado mes de julio de 2017 a un diario en la Isla que “he hecho trabajo por contrato con el bufete.  No soy socio, no comparto ganancias ni tomo decisiones en el bufete”. Sin embargo, se asegura que trabaja en la oficina del bufete del edificio Plaza en Hato Rey, todos los días.

Los informes financieros en Estado dan cuenta que las finanzas de Wolf Popper crecieron cuando llegó al poder Rosselló, amigo de Sánchez Sifonte. En el 2008 reportó $145,541.00 y ya en el 2017, figuraban $754.7111 en activos.

El único vínculo del gobierno ‘rossellista’ en Wolf Popper es Sánchez Sifonte.

Esta no es la primera vez que el abogado que se describe en su perfil biográfico con practica en el derecho administrativo y corporativo, niega informaciones relacionadas a su vida de cabildero. Negó vínculos con el millonario contrato del gobierno a Whitefish, señalando al contrario político de hacer “acusaciones malsanas”.

Busca el comentario de HEPET con relación a esta nota en el canal de YouTube de Bonita Radio